June 06 2013, 2:30 AM Por:Jorge Morales Almada / jorge.morales@laopinion.com
Alex Sánchez, co-fundador de Homies Unidos.
La decisión de EEUU de incluir a pandilleros de la MS-13 en su lista negra pone en peligro la tregua contra la violencia alcanzada en El Salvador, opina un activista
La inclusión de seis integrantes de la Mara Salvatrucha (MS-13) en la lista negra del Departamento del Tesoro pone en riesgo la tregua de no violencia que desde marzo de 2012 establecieron los líderes de peligrosas pandillas en El Salvador, advirtió Alex Sánchez, director de Homies Unidos.
Ayer el Departamento del Tesoro y la Oficina de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), designó a seis integrantes de la MS-13 como criminales internacionales.
La pandilla fue puesta en esta categoría por su participación en delitos como tráfico de drogas, secuestros, tráfico humano y sexual, asesinato, extorsión y ofensas de inmigración.
Se trata de una medida para evitar que los líderes de la MS-13 utilicen el sistema financiero de Estados Unidos para el lavado de dinero y permitir al gobierno incautar sus activos, los cuales se estiman en millones de dólares que generan a través de la extorsión, el narcotráfico y el contrabando de personas.
Sin embargo, Sánchez considera que no está claro cómo se va a implementar esa medida, lo cual está generando preocupación, ya que muchos salvadoreños que viven en Estados Unidos pudieran verse afectados sólo por tener relación familiar o de amistad con algún miembro de la MS-13.
Los nombres de quienes fueron incluidos en la lista negra son: Borromeo Enrique Henríquez Solorzano "El Diablo de Hollywood", Marvin Geovanny Monterrosa Larios "Enano", Moisés Humberto Rivera Luna "Viejo Santos", Saúl Antonio Turcios Ángel "El Trece", José Misael Cisneros Rodríguez "Medio Millón", y Moris Alexander Bercian Manchón "El Barney".
"Algunos de ellos están involucrados en la tregua en El Salvador, eso causaría inestabilidad", dijo el director de Homies Unidos, una organización en Los Ángeles que trabaja en la intervención de violencia entre pandillas.
Adam Szubin, director de la Oficina de Control de Activos Extranjeros en el Departamento del Tesoro, dijo que "es imperativo que utilicemos todas las herramientas bajo nuestra autoridad para derrotar a esta organización. Es una de las más violentas operando a nivel internacional y en Estados Unidos".
"Nuestro objetivo a largo plazo es hacer más costoso y difícil que MS-13 mueva su dinero y lo lave internacionalmente", agregó.
"Lo que no sabemos es cómo van a implementar esto, muchos de estos muchachos que han vivido en Estados Unidos deben tener familia aquí, están conectados con hijos y familiares, cómo se va a utilizar esta ley, no sabemos si van a ir detrás y contra cualquier pertenencia que tengan sus familias", dijo Sánchez.
Desde hace 15 meses, cuando se estableció la tregua, en El Salvador se ha reducido el promedio diario de homicidios de 14 a 5, según reportes periodísticos de ese país centroamericano.
Las políticas que implementa Estados Unidos en contra de las pandillas, apuntó Sánchez, nunca han llevado a una solución del problema, sino que han empeorado la inseguridad.
"Lo único que ha traído reducción de la violencia en El Salvador ha sido esta tregua, pero ahora la están poniendo en peligro", agregó.
Monterrosa-Larios, Rivera-Luna y Turcios Ángel fueron acusados en Washington DC por crímenes como asesinato. Henríquez Solorzano está encarcelado en El Salvador y DOT lo describe como el líder principal de MS-13.
Bercian Manchon ha estado envuelto en tráfico de drogas y Cisneros Rodríguez está acusado por homicidio agravado de tres personas. Fue deportado de Estados Unidos en 2007.
"Ellos siguen dirigiendo el negocio desde la prisión. Ponerlos tras las rejas afecta sus actividades, pero no elimina completamente su habilidad de controlar el negocio", dijo Waldemar Rodríguez, subdirector de crimen internacional de ICE.

      Comentar
Bookmark and Share

CALENDARIO DE ENTRADAS

SÍGUENOS EN